Conmemoremos el día internacional de la mujer 2022

Hoy recordamos las lecciones maternas, agradecemos las huellas de su pasado, dejamos que nos guíen y nos encaminen hacia el futuro que vamos sembrando y tejiendo. Hoy vemos su verde de autonomía y de la entrega a una vida plena y libre.

Conmemoremos el día internacional de la mujer 2022

“Trataron de enterrarnos, pero no sabían que éramos semillas”

Por: Comunicaciones Siglo del Hombre

martes, marzo 8, 2022

Hoy es un día para la conmemoración de lo que significa ser mujer, no de la mujer como idea, estereotipo, grupo social, ni como persona, individuo o colectivo. Pensemos qué significa ser mujer, con qué herramientas tenemos que aventarnos a la realidad, cómo nos amoldamos a los roles, cómo los moldeamos nosotras mismas, cómo los rompemos, adecuamos, creamos otros nuevos y más amplios o nos quedamos y regamos las plantas de los de nuestras madres y abuelas. Hoy es un día para el riego, para la cosecha, para el verde de la autonomía corporal, para reverdecer la intuición femenina, las lecciones maternas, las huellas del pasado. 

Hoy no celebramos, conmemoramos una lucha que todavía continúa y que hoy reconocemos, recordamos y visibilizamos.

Esta es la imágen oficial de la página del día internacional de la mujer. Este es el cartel del sufragio femenino, que fue diseñado en 1910 en La Segunda Internacional de Mujeres Trabajadoras. Muestra a una mujer descalza, de piel amarilla y vestida de negro que ondea una bandera roja de gran tamaño. Este cartel se ha convertido en la imagen internacional del movimiento de mujeres.

Hoy, podemos ver un sentimiento similar. Mantenemos la pose y va apareciendo de nuevo la  imagen de lucha, fortaleza y unión que creamos para un día como hoy hace ya tantos años. Esa imagen que sigue siendo reconocible a nuestros ojos, pero que cuando nos acercamos podemos ver que se trata de la mujer colombiana. Ondeando en alto el color verde del triunfo de la despenalización del aborto, con la bandera del pañuelo verde, de la autonomía sobre su propio cuerpo, del libre acceso a todos los mecanismos civiles, médicos y comunitarios, de la maternidad deseada, de la pedagogía social, de la movilización y de la batalla por querernos vivas y libres.

Créditos: https://images.app.goo.gl/XHvb51BfxEdtXBfy9

Entre lanas verdes y moradas las mujeres vamos encontrando ese reflejo nuestro por tanto tiempo ignorado, nos vemos en el espejo y nos reconocemos la una a la otra en nuestra posición como hacedoras del tejido social. Mientras las mujeres no tejamos nuestro lugar en el orden natural y social, no podremos acceder a esta imagen que ya somos y que ya reflejamos al mundo. 

A lo largo de la historia, mujeres como Woolf, Staël, Cixous o de Beauvoir han reclamado este lugar de dignidad y de autonomía de la mujer, y a la escritura, la educación y la comunidad como nuestro camino de liberación. A partir de las constricciones de nuestra vida material y nuestra historia pasada de opresión, la mujer todos los días es empujada a tejer y expandir de nuevo lugares, espacios e identidades que salgan y rompan con esta condición impuesta. En estos repetidos actos de subversión, por nuestra condición de otredad y nuestro poder de movernos libremente por los espectros masculinos y femeninos, sin atarnos a una definición constrictiva de nosotras mismas, encontraremos nuevas maneras de descubrirnos en nuestra diversidad, liberando nuestro cuerpo y poniendo de manifiesto el inagotable imaginario femenino.

¡Feliz día internacional de la mujer!

Últimas noticias