search
Subtotal COP $ 0
Total COP $ 0
  • Impreso
¡Alma mía! Martin...

¡Alma mía! Martin Heidegger. Cartas a su mujer Elfride 1915-1970

  • Año de edición 2008
COP $ 99.000

Heidegger es ciertamente un gran filósofo, que al mismo tiempo fue un nazi de lo más común. Es así. ¡Que la filosofía se las arregle! No saldrá de este embrollo ni mediante la negación de los hechos ni mediante la excomunión. Estamos ante un límite dialéctico, que podemos llamar existencial, de la grandeza de pensamiento y la pequeñez de convicción, de la capacidad creadora de dimensiones universales y de la singularidad obtusa de un profesor de provincia. Lo que estas cartas tienen de apasionante es que ensanchan esta matriz (lo Pequeño como soporte existencial de lo Grande) a muchos otros aspectos de la existencia del pensador. (Del prólogo de Barbara Cassin-Alain Badiou)


Heidegger es ciertamente un gran filósofo, que al mismo tiempo fue un nazi de lo más común. Es así. ¡Que la filosofía se las arregle! No saldrá de este embrollo ni mediante la negación de los hechos ni mediante la excomunión. Estamos ante un límite dialéctico, que podemos llamar existencial, de la grandeza de pensamiento y la pequeñez de convicción, de la capacidad creadora de dimensiones universales y de la singularidad obtusa de un profesor de provincia. Lo que estas cartas tienen de apasionante es que ensanchan esta matriz (lo Pequeño como soporte existencial de lo Grande) a muchos otros aspectos de la existencia del pensador. (Del prólogo de Barbara Cassin-Alain Badiou)
  • Formato
    Impreso
  • Estado
    Nuevo
  • Isbn
    978-987-500-113-8
  • Peso
    0.46 kg.
  • Tamaño
    14 x 22 cm.
  • Número de páginas
    428
  • Año de edición
    2008
  • Edición
    1
  • Encuadernación
    Rústica
  • Referencia
    MAN10063
  • Colección
  • Código de barras
    9789875001138
Martin Heidegger

Martin Heidegger

Autor

(1889-1976). Es uno de los pensadores decisivos del siglo xx filosófico. Nacido en Messkirch (Alemania), abandonó los estudios teológicos para dedicarse a la filosofía, orientando su interés hacia la fenomenología husserliana, la hermenéutica de Dilthey y la filosofía de Aristóteles. Bajo la tutela académica de Husserl, primero fue profesor ayudante en la Universidad de Friburgo (1919-1923), luego profesor titular en Marburgo (1923-1927), hasta que finalmente obtuvo la cátedra en Friburgo. Nombrado en 1933 rector de esa misma Universidad, sus controvertidas relaciones con el régimen nacionalsocialista trajeron, con el final de la guerra, la suspensión de sus funciones académicas. Apartado cada vez más de la vida pública, adulado por unos a la vez que criticado por otros, Heidegger se consagró en esta segunda etapa de su vida enteramente a la «experiencia del pensar», impartiendo seminarios, dictando conferencias y publicando importantes ensayos sobre el final de la metafísica, el humanismo, la técnica y la obra de arte.